¿Cuáles son los mejores vitamínicos para embarazadas?

Multivitamínicos para embarazadas

El resultado positivo de un embarazo cuando has estado buscando convertirte en mamá, es sin duda, una noticia extraordinaria y este gran paso conlleva ciertos cuidados, entre ellos, la alimentación y una posible suplementación, en ese sentido, pueden existir muchas dudas respecto de ¿cuáles multivitamínicos para embarazadas son mejores?, o incluso, si debes consumirlos. Es por ello, que en esta publicación nos enfocamos en compartirte datos que contribuyan a que tomes una decisión, sin olvidar que siempre debe estar presente la orientación de tu profesional de la salud. 

Cuando hablamos de vitaminas y minerales nos referimos a los micronutrientes que requiere nuestro cuerpo en cantidades muy pequeñas, de ahí su nombre. A pesar de ello, son muy importantes para el funcionamiento, el crecimiento y el desarrollo normales. Así, durante el embarazo las mujeres comienzan a presentar mayores deficiencias, esto debido a la necesidad de proporcionar nutrición también al feto. Por tal razón, se presenta un incremento significativo de los requerimientos nutricionales maternos y, tanto las deficiencias como los excesos nutricionales, pueden repercutir en los resultados del embarazo, en la calidad de la leche y condicionar la salud materno-fetal. 

Un patrón de alimentación saludable durante el embarazo generalmente es suficiente para cubrir las necesidades de nutrimentos, el aumento en la absorción y la mayor eficiencia en la utilización de dichos nutrimentos que se presentan en esta etapa. Un aporte adecuado de micronutrientes es esencial para lograr resultados perinatales óptimos y promover un metabolismo adecuado para apoyar el crecimiento de tejido y las funciones del feto en desarrollo. Por supuesto, una mala nutrición materna no solo afecta a la madre o al feto durante el periodo del embarazo, sino que puede tener efectos intergeneracionales, afectando a la salud a mediano y largo plazo. La única estrategia de suplementación actualmente aceptada es la suplementación de hierro y ácido fólico a todas las mujeres embarazadas. Sin embargo, existen algunos grupos de mujeres que son más vulnerables, como aquellas que llevan una alimentación vegetariana o vegana, aquellas que tienen diabetes mellitus u obesidad, las que presentan desnutrición, anemia, o que tienen hábitos de alimentación poco saludables. 

Por lo anterior, es indispensable consultar al médico, quien podrá determinar qué dieta y multivitamínicos para embarazadas serán los adecuados en cada caso.

Sin embargo, es importante aclarar que existen vitaminas y minerales con dosis generalizas y recomendadas para el periodo del embarazo, como las cantidades de calcio, hierro y vitamina D. La cantidad diaria de vitaminas para mujeres embarazadas y mayores de 18 años son: 1000 mg (miligramos) de calcio, 27 mg de hierro, y 600 IU (Unidades Internacionales) de vitamina D. 

También está el ácido fólico que es una vitamina hidrosoluble que contribuye al cierre del tubo neural aumentando la proliferación celular. La recomendación diaria de ingestión durante el embarazo es de 400 mcg, evitando con ello, además, los defectos del tubo neural que se refiere a los defectos del nacimiento del cerebro, la columna vertebral y la médula espinal que ocurren de manera temprana en el embarazo y se deben al cierre inadecuado del tubo neural embrionario. 

Esto puede llevar a una serie de discapacidades o incluso a la muerte. Además, la anemia megaloblástica por deficiencia de folato es la segunda más frecuente en mujeres embarazadas. Algunas de las causas de deficiencia de folato en el embarazo incluyen una dieta pobre, una absorción alterada o una demanda incrementada debido a la eritropoyesis y al crecimiento fetal, lo que puede presentarse particularmente en mujeres sin suplementación. Para fines de prevención de defectos del tubo neural, la OMS recomienda que todas las mujeres en edad reproductiva reciban un suplemento con 400 mcg/d de ácido fólico desde antes del embarazo y que debe continuar durante la gestación; esto aplica para todas las mujeres en todos los contextos.

Con respecto al hierro se debe considerar que un estado alterado de esta sustancia durante el embarazo puede resultar en anemia, fatiga, parto pretérmino y un aumento en la mortalidad perinatal, además, la principal causa de anemia en el embarazo es justamente la deficiencia de hierro. Por ello, se debe promover durante esta etapa un adecuado consumo de alimentos con alto contenido de hierro (carne de res, ostras, pollo, pavo, frijoles y lentejas, tofu, vegetales de hoja verde oscuro [espinacas, berros], cereales fortificados para el desayuno y panes integrales y enriquecidos) y alimentos que mejoren su absorción (frutas ricas en ácido ascórbico). La recomendación diaria de ingestión durante el embarazo es de 27-28 mg/d. La OMS recomienda que todas las mujeres tomen un suplemento con 30-60 mg/d de hierro elemental para disminuir el riesgo de anemia, BPN (Bajo Peso al Nacer), parto pretérmino y sepsis puérpera. 

El calcio es el mineral más abundante en el cuerpo y es esencial para diversos procesos, incluyendo la formación de hueso, contracción muscular y funcionamiento enzimático y hormonal. Durante el embarazo, la absorción de calcio aumenta, por lo que no se requeriría aumentar el consumo. La recomendación diaria de ingestión de calcio durante el embarazo, de acuerdo con varios organismos, oscila entre 1,000-1,200 mg/d. La OMS recomienda la suplementación con altas dosis de calcio (1.5 a 2.0 g/d) para prevenir la preeclampsia, particularmente en mujeres con alto riesgo de desarrollar enfermedades hipertensivas del embarazo, y en contextos donde el consumo de calcio sea bajo. 

Con esta información podrás tener mayor claridad sobre los mejores multivitamínicos para embarazas, para ello se recomienda revisar el contenido, para verificar que tenga las dosis recomendadas. Puedes consultar los ingredientes y dosis de nuestros Suplementos Alimenticios para antes, durante y después del embarazo. 

Referencias: 

Vaca-Pérez, Danilo Fernando; Favier-Torres, María Agustina Suplementación con vitaminas, minerales y otros micronutrientes durante el embarazo Revista Información Científica, vol. 102, 4142, 2023 Universidad de Ciencias Médicas Guantánamo. Recuperado de https://www.redalyc.org/journal/5517/551774301023/551774301023.pdf

Perichart-Perera, O., Rodríguez-Cano, A. M., & Gutiérrez‐Castrellón, P. (2023). Importancia de la suplementación en el embarazo: papel de la suplementación con hierro, ácido fólico, calcio, vitamina D y multivitamínicos. Gaceta Medica De México, 156(93). Recuperado de https://doi.org/10.24875/gmm.m20000434 y https://www.scielo.org.mx/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0016-38132020000900001


Van De Wetering, B. (2016, 14 enero). Prevención en una pastilla: ayuda para escoger la vitamina prenatal correcta. MotherToBaby. https://mothertobaby.org/es/baby-blog/prevencion-en-una-pastilla-ayuda-para-escoger-la-vitamina-prenatal-correcta/